viernes, 27 de septiembre de 2013

lustrar


Como todas las mañanas, 
tomé la gamuza
rocié el Blem
y lustré el ataúd del fondo

Lustré 
el tórax de un gigante congelado
Lustré 
el árbol ahuecado de un zoológico
Lustré 
el torso de un cristo embalsamado
Lustré 
la maceta de una planta venenosa
Lustre 
un instrumento de percusión solitaria
Lustré 
la cartuchera de una fibra imborrable
Lustré 
la cáscara de una semilla a la intemperie
Lustré 
el caparazón de un ciervo inalcanzable
Lustré 
el capullo de un insecto que se pierde
Lustré
la nave de un ser que nos deja
Lustré
el escudo de una moneda extranjera
Lustré
la falsa alcancía de la muerte



de El animal no domesticado

lo desprevenido

No es la explosión ni a quién elige es lo desprevenido Una pareja da vuelta el colchón como una canoa Una niña busca la fibra ba...